Marfrig, empresa de destacado posicionamiento en la producción de hamburguesas y una de las mayores compañías de carne vacuna del mundo, considera central en su gestión la buena relación con los países en los que opera. Por eso, Marcos Molina, Presidente del Consejo de Administración de Marfrig, viajó a Uruguay para reforzar su compromiso con el país, y fue recibido por el Presidente de la Nación, Luis Alberto Lacalle Pou. Integraron la comitiva Miguel Gularte, CEO de Marfrig para Sudamérica, y Marcelo Secco, CEO de Marfrig Uruguay.

La reunión tuvo como objetivo abordar la agenda positiva para los próximos meses. Marfrig anunció a principios de este año la inversión de más de 50 millones de dólares en la unidad Tacuarembó, ubicada en la ciudad del mismo nombre, en el centro-norte de Uruguay, además de inversiones anuales en otras unidades. Los recursos se utilizarán para mejoras y ampliación durante 2021.

Marfrig opera en Uruguay desde 2006 y es el mayor empleador de ese país, con más de 3.700 empleados directos en las unidades Tacuarembó, Salto, Fray Bentos, Río Negro, Colonia y San José. También es el mayor exportador de carne, con más de 140 mil toneladas exportadas en 2020, y perspectivas de crecimiento para 2021.

“Esta inversión y 15 años de operaciones en el país refuerzan nuestro compromiso con los planes de la compañía para el futuro en Uruguay”, dijo Marcos Molina, Presidente del Consejo de Administración de Marfrig. Para Gularte, el apoyo de Lacalle fue esencial. “El gobierno uruguayo está comprometido con la producción de calidad y los productores, por lo que respeta las reglas y atrae inversiones”, sostuvo el CEO de Marfrig para América del Sur.